La tienda del presente

Las tiendas del presente en el medio digital

Blog

Las tiendas del presente en el medio digital

Imagina que tu negocio tuviese que abrir una nueva tienda.

Habría que buscar un local, con una buena localización, un buen escaparate para que la gente se interese en los productos que ofreces, alguien que al entrar ayude y aconseje a los clientes, dar a conocer la nueva tienda entre los vecinos,…

Pues ocurre exactamente lo mismo en internet. Es necesario contar con una estrategia de marketing digital y una agencia de marketing digital especializada.

Ahora, el escaparate donde la gente mira nuestros productos es nuestra web.
La localización de nuestra tienda será la posición en la que aparecemos cuando alguien busca alguno de nuestros productos o servicios.
En lugar de preguntar a amigos y conocidos verán las reseñas que tenemos en Google, Facebook, TripAdvisor,..

El dependiente con el que interactuar serán las Redes Sociales, que además de dar visibilidad a la marca, mejoran considerablemente el servicio al cliente.
Las posibles noticias patrocinadas en periódicos locales será el contenido de nuestro blog, el que debe garantizar contenidos de interés para clientes y clientes potenciales.
La publicidad que antes se buzoneaba ahora son anuncios en Facebook, Instagram, Twitter, Youtube…
Y los anuncios por palabras ahora se llaman Google Adwords.

Todo ha cambiado. Bueno, casi todo.

 

A nadie le gustan los escaparates feos, descuidados u horteras; igual pasa con las páginas web.
Debemos tener una web sencilla, agradable e intuitiva; que invite a “pasar adelante”.

Una cafetería tendrá más clientes en una calle transitada con buenas vistas que en una calle oscura y difícil de encontrar; igual pasa cuando nos intentan buscar en Google. Para ello es necesario trabajar el posicionamiento de la página web, algo que ya tratamos en un anterior post titulado; 4 claves para mejorar el seo de tus posts.

El mayor % de usuarios visita los primeros resultados, los que aparecen a partir de la 3ª página tienen pocas probabilidades de ser visitados.

El ejecutivo que quiere ir a un restaurante para una comida de negocios ya no se deja aconsejar  solo por sus amigos, ahora hay cientos de reseñas en TripAdvisor.

Y así todo. Internet ha cambiado la forma de consumo y los procesos de información de los consumidores; cada vez más porcentaje de posibles clientes van a intentar encontrarnos en internet, saber más sobre nosotros, sobre nuestros productos, buscar opiniones de nuestro servicio,… Y poco a poco, solo aquellas empresas que tengan una buena presencia en la red y tengan una buena reputación, resultaran beneficiadas.

Solo las empresas que estén enfocadas en el cliente tendrán buenos resultados.
Solo las empresas que añadan valor y faciliten la vida al consumidor sobrevivirán y ganarán.

Renovarse o morir, he ahí el dilema.